¿Los Peces que beben Agua existen? Esta es una pregunta que aunque usted la crea sin sentido es bastante interesante, por el agua es el hábitat en donde los peces pueden vivir, por eso en este artículo le vamos a dar una respuesta clara a la pregunta y también cuáles son estos peces.

peces-que-beben-agua-2

Peces que beben Agua: ¿Cómo lo hacen en el Mar y Ríos?

Pues esta pregunta tiene una respuesta bastante sencilla: los peces que beben agua si existen y este proceso es continuo en estos animales, aun siendo el agua de mar salada, con aproximadamente 33 gramos de sal por cada litro.

Esto lleva a que todos los animales marinos incluidos los peces tengan una concentración de sal en sus organismos, en el caso de estos últimos la concentración es mucho menor que las concentración de sal en el agua.

Para poder tener una regulación en su interior los peces deben pasar por un proceso de ósmosis, en donde deben tener una igualación de distintas concentraciones que se hayan separadas a través de una membrana semipermeable, por esta la razón el agua siempre fluye por el cuerpo en diversas concentraciones menos salinas a mas salinas.

Con una concentración de sal menor que la de los océanos el cuerpo del pez debe perder agua, la cual se filtra a través de la piel, ocasionando una continua deshidratación. Para mantener un equilibrio de los fluidos internos de su cuerpo, los peces que se encuentran en el mar deben beber mucha agua por obligación.

Obviamente al ingerir esta agua también están ingiriendo sales, pero estas no son absorbidas, porque no son necesarias para su organismo, y las expulsan por medio de sus branquias y la orina, la cual es bastante concentrada y contiene poca agua.

Los Peces de Río

Los peces de río o de agua dulce es todo lo contrario que los peces de mar, estos tienen el riesgo que si expulsan mucha agua se deshidratan. Los peces de río como tienen fluidos corporales con una mayor concentración de sales que la que tienen el agua dulce, tienen el peligro que les entre demasiada agua al organismo y morir por exceso de líquidos.

Para evitar este problema usan dos mecanismos, el primero es conseguir una estructura de su cuerpo que sea impermeable al agua y el segundo es no beber agua. Si usted ve peces en un acuario que abren y cierran la boca, lo que están haciendo es respirar.

Aunque use estos dos mecanismos, ambos funcionan de una manera limitada porque cierta cantidad de agua dulce  puede entrar al organismo a través del proceso de la ósmosis, la piel o de sus branquias. Para mantener un equilibrio corporal deben eliminar el agua por la orina, que diferente de los peces marinos, es abundante pero con muy poca concentración de sales, porque deben mantener la mayor cantidad de sales retenidas en su cuerpo.

peces-que-beben-agua-3

Los Salmones

Un caso muy particular son los salmones que deben adaptarse a ambos ambientes acuáticos, la mayor parte de esta especie nacen en agua dulce  y después hacen un descenso por el curso del río hasta llegar al mar.

Cuando les llega su momento de aparearse para procrear regresan nuevamente en contra de la corriente de los ríos hasta el mismo lugar donde nacieron. ¿Pero cómo pueden hacer el cambio de agua dulce a salada? Cuando están pasando del agua dulce a la salada evitan beber agua y perder sus sales, al llegar al océano comienzan a beber agua salada para comenzar un proceso de pérdida o eliminación de las sales.

El Tiburón Toro

En el año de 1877 el gobierno de Nicaragua informó al país sobre una especie de tiburón que estaba presente en las aguas dulces del Gran Lago Nicaragua, y se llegó a pensar que era una extraña especie única de esa zona. Por más de un siglo esta teoría se mantuvo hasta que en el año 1976 un grupo de investigadores decide viajar a la zona e investigar a este animal, encontrándose que se trataba de una especie común de las aguas tropicales y subtropicales conocida como el Tiburón Toro (Carcharhinus leucas).

Monitoreando el recorrido que hacía este pez lograron describir como se podía dirigir al lago a través del paso del Río San Juan que tiene una conexión con el Mar Caribe. Aunque con los años la población de este tiburón ha disminuido por la caza, hoy día aún se le puede ver en estas aguas.

Se el puede ver en aguas marinas y dulces porque su organismo se adapta a hacer este tipo de cambio. Esta capacidad la tienen pocas especies de tiburones, lo que indica que no es único en lograrlo, sino que también los hacen todas aquellas especies marinas de la familia Glyphis, mejor conocidas como tiburones de río, que también se pueden encontrar en las aguas al norte de Australia.

Pero si es verdad que solamente en las aguas de América el único tiburón que lo hace es el tiburón toro. Otras localidades donde se han visto tiburones toro nadando en aguas dulces es en el río Zimbeze, el cuarto río más largo de África, en el Océano Índico y en el Pacífico, en el Lago de Maracaibo en Venezuela, en el río Amazonas, Mississippi y en las costas de Florida.

La mayor parte de los tiburones no pueden vivir en agua dulce porque su organismo no se adapta a vivir en un ambiente menos salado, pero en el caso de los tiburones toro, los riñones, el hígado y la glándula rectal si pueden ajustarse de manera gradual a la salinidad de las aguas en donde naden.

Cuando migran hacía aguas dulces, los riñones mueven menos cantidad de sal y más urea al torrente de la sangre por medio de la orina, lo que es un proceso de ósmosis regulada pero a la inversa. En el estudio también se demostró que los tiburones neonatos y los jóvenes prefieren estar en estas aguas de estuarios y ríos en la primera etapa de su vida y después con el tiempo van migrando hasta aguas más saladas.